Medio Rural
  • Noticia
 

Medio Rural afronta una nueva fase de los trabajos de recuperación de suelos con la retirada de madera no comercial de los montes de Lugo

Los trabajos que se llevaron a cabo en el último trimestre de 2017 se centraron en el control de erosión del suelo en los ayuntamientos de Cervantes, Nogueira de Muñiz, Chantada y Folgoso do Courel

Sólo en esta provincia se limpió y se llevaron a cabo desbroces en 15.000 metros cuadrados, y se repararon o se colocaron barreras filtrantes en más de 800 metros lineales

Santiago de Compostela, 13 de enero de 2018.- La Consellería de Medio Rural sigue trabajando intensamente en la recuperación de los montes tras la ola de fuegos de octubre del pasado año. En este sentido, y después de finalizar las acciones de consolidación de suelos en los principales incendios, el departamento que dirige Ángeles Vázquez empezará con la retirada de madera no comercial y la mejora de infraestructuras con el fin de evitar posibles atascos y problemas en las canalizaciones de agua. Para estas actuaciones hay un presupuesto de alrededor de 4 millones de euros a ejecutar a lo largo de este año 2018 en toda Galicia.

Los trabajos realizados ya en el último trimestre de 2017 se centraron fundamentalmente en labores de control de la erosión del suelo, a través del acolchado de paja en las zonas más afectadas que así lo requerían, la construcción de muros de madera y barreras filtrantes para impedir posibles desprendimientos. En este punto hace falta destacar que previamente a cada acción se analizó detalladamente el terreno y se estudió como era necesario intervenir ya que los daños no son generalizados. Existen zonas, por ejemplo, donde el fuego no ocasionó grandes afectaciones en la cubierta vegetal del suelo debido a la rapidez con la que se extendió al incendio, que sólo dañó las copas de los árboles. Por eso, desde Medio Rural se insiste en la importancia de que estas acciones sean llevadas a cabo por parte de expertos. En cuanto a la sanidad vegetal, en el 2017 se empezó también con la trituración de madera quemada y ahora será uno de los puntos principales a reforzar en el presente ejercicio.

En la provincia de Lugo se trabajó en cinco grandes incendios que pasaron de las 300 hectáreas de afectación. En concreto, fueron los acontecidos en las parroquias de Noceda y Donís, en el ayuntamiento de Cervantes; Ernes, en Nogueira de Muñíz; Esmeriz, en el municipio de Chantada; y Meiraos, en Folgoso do Courel.

Así, la consellería procedió a la limpieza y desbroce de más de 15.000 metros cuadrados, reforzando el acopio de tierra en cerca de 11.000 metros cúbicos. Se colocaron más de 800 metros lineales de barreras filtrantes y muros y se repararon las infraestructuras más dañadas, con la correspondiente colocación de tuberías.

También se actuó en más de 75 hectáreas de superficie mediante la técnica del acolchado de paja (mulching), tanto manual como aéreo, en aquellas zonas más inaccesibles.

Presupuesto

El presupuesto previsto para acciones de consolidación de suelos y restauración de zonas queimadas afectadas por la ola de fuegos de octubre fue de 7 millones de euros. Se le dio prioridad a los 32 fuegos de más de 300 hectáreas que hubo a lo largo de 2017 y, en una segunda fase, en aquellos lugares donde se considere necesario actuar.

Pola su parte, el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente destina otros 4 millones de euros para acciones de recuperación en los montes gallegos. Actualmente, el departamento gallego está manteniendo conversaciones con el Gobierno central para coordinar los trabajos a desarrollar, con el fin de unir sinergias y reforzar las actuaciones sin solaparse.


© Copyright. Consellería do Medio Rural. Xunta de Galicia. Todos los derechos reservados. Aviso Legal    Le atendemos
RSS